Share:

Description

Hombres: se dispone de un bidet de agua corriente llenandolo y dejando que el agua corra para que se valla renovando y se mantenga fresca.

El nivel del agua debe de estar por debajo del asiento de modo que la persona sentada no se moje directamente.

Se sienta el paciente con las piernas fuera del bidet y se abriga con una manta. la parte superior del cuerpo puede estar además cubierta con la ropa.

Con la mano izquierda se empuja el pene o miembro viril de modo que quede introducido dentro del agua, pero solo la cabeza (glande) cubierta con su piel o prepucio. Con la mano derecha se coge un lienzo o trapo como u pañuelo de hilo y se va friccionando ligeramente el prepucio dentro del agua mismo, durante el tiempo que se indique, que acostumbra a ser de 15 a 20 minuto o más. Al remover el agua para hacer fricción es posible que se mojen otras partes pero no tiene importancia.

Algunas personas no se fijan bien y se dañan el prepucio frotando intensivamente. El movimiento del lienzo con que se hace la fricción debe de ser tan suave que casi no se toca la piel, pues bastara con renovar el agua que esta en contacto con el prepucio.

Si por cualquier causa no pudiera hacerse este baño puede substituirse por el de bajo del vientre.

No debe hacerse nunca después de comer al menos hasta 3 horas.

Si se hace antes de las comidas, no debe comer hasta pasada media hora de terminar el baño.

Las personas que tengan frió después del baño deben echarse en cama y taparse bien hasta haber reaccionado. También se puede hacer ejercicio. La habitación donde se haga el baño debe de estar templada o caliente.

Mujeres: Se emplea el dibet con agua fría corriente, llenándolo y dejando que el agua corra para que se valla renovando y se mantenga siempre a igual temperatura.

Debe procurarse no tener frío, por lo que es conveniente abrigarse el resto del cuerpo.

Una vez sentada en el bidet, se coge un paño de hilo fino y majándolo con agua constantemente se friccionara de una manera suave las partes genitales a la altura del pubis (zona del vello), de arriba hacia abajo, sin mojar el viente ni los genitales internos.

El tratamiento debe de duran de 10 a 20 minutos, siguiendo la prescripción del médico.

No debe hacerse después de comer harta pasadas por lo menos 3 horas. La mejor hora es por la mañana al despertarse, antes de la ducha o baño. Durante la menstruación es preferible no hacerlo.

Durante el embarazo puede hacerse igualmente pero en este caso la fricción se hace en sentido inverso, osea de abajo hacia arriba. Procurar que la habitación donde se haga esté templada.

Efectos terapéuticos (en ambos casos): No debilita lo mas mínimo, aunque se sobre pase del tiempo máximo. Tiene acción sobre el sistema nervioso y glándulas de secreción interna. Activa las defensas orgánicas haciendo más difícil la eliminación de toxinas.